miércoles, 25 de noviembre de 2015

MI 6ª INSEMINACIÓN ARTIFICIAL

Después de haber conseguido un positivo en mi anterior IAD, me enfrentaba a esta con muchísima ilusión, pensando que sí lo había logrado una vez sería capaz de volver a lograrlo y, la verdad, es que confiaba muchísimo en ese médico.
 

Un mes después del último control, en Septiembre de 2014, después de dos semanas de retraso (luego el gine me dijo que podía haber sido debido a los quistes y por eso ovulé más tarde) estaba lista para empezar. Esta vez había tenido una regla bastante rara. Mancha un día, otro no, al siguiente otra vez sí... Nunca me había pasado. Pero en la eco el médico vio que tenía en endometrio muy finito y eso significaba que, efectivamente, había sido regla y que estaba lista para empezar. También me dijo que tenía muy buena cantidad de óvulos. Me volvió a mandar tomarme las mismas pastillas que en el intento anterior, Letrozol, que me ayudarían con los ovarios poliquísticos. Eran 5 días, 2 pastillas cada día (mañana y noche).
 

Unos días después tuve el siguiente control en el que tenía bastantes folículos para como habían sido mis ciclos anteriores. Tenía 2 en el ovario izquierdo (de 10mm y 13mm) y 2 en el ovario derecho (de 13mm y 15mm). El endometrio volvía a estar pequeño: 4.6, así que me volvió a mandar Vagifem, que son unos óvulos vaginales que ayudan a engrosar el endometrio. Tenía que ponerme 2 durante 3 noches. Y esta vez, como la otra, no me mandó hormonas para desarrollar los folículos porque consideró que iba muy bien en ciclo natural.

A pesar de que todo pintaba muy bien, tres días después, en el siguiente control todo cambió. El endometrio estaba perfecto, 7.4mm, pero los folículos no habían hecho su trabajo. Los del óvulo derecho estaban más desarrollados (20mm y 13mm) pero los del óvulo izquierdo se habían estancada (11mm y 13mm). Ante esta situación, y teniendo en cuenta que los folículos desarrollados eran los que estaban en el ovario de la trompa obstruida, el médico me dijo que era mejor cancelar este ciclo. El motivo era sencillo, sólo tengo un 5% de posibilidades de quedarme embarazada teniendo el folículo bueno en la trompa obstruida, y al tener un tamaño de 20mm no daba tiempo a que los folículos del ovario izquierdo crecieran lo suficiente ya que, además, en esos días no habían crecido nada, estaban estancados. Me pareció correcto lo que hizo y más teniendo en cuenta la experiencia que viví en mi 3ª IAD ante la misma situación.

Un mes después, en Octubre, volví a pedir cita para comenzar el siguiente ciclo esperando, esta vez sí, que todo fuera bien. En la eco me vieron que estaba lista para empezar. El protocolo fue el mismo de siempre: tomarme Letrozol durante 5 días, 2 pastillas al día (mañana y noche). En el siguiente control me vieron bastantes folículos, 5 en cada ovario, de tamaños entre 8-11mm. Esta vez, debido a que aún había margen de maniobra, sí me mandó hormonas. Me tenía que pinchar Menopur durante 3 días (mezclando sólo medio vial de líquido en un vial de polvo). Además de ponerme, otra vez más, Vagifem durante 4 días para engrosar el endometrio porque esta vez estaba aún más pequeño: sólo 2mm! Me dijo que entre el Vagifem y el Menopur el endometrio debería crecer normal.

En el siguiente control me llevé una grata sorpresa, ya que por primera vez los folículos del ovario derecho se habían estancado y habían sido los del ovario izquierdo los que se habían desarrollado. Tenía 3: dos de 14mm y uno de 15mm. Y el endometrio se había engrosado hasta 6mm. Me volvió a mandar pincharme 3 días más Menopur, una noche ponerme Vagifen y 2 noches ponerme Viagra!!! Sí, como lo leéis. Me comentó que era muy bueno para el endometrio y la verdad es que no me sorprendió tanto porque ya lo había oído de alguna amiga que se lo había tenido que poner. Aún sí no deja de ser, cuanto menos, sorprendente. Además no tenía que tomarlas por vía oral sino mojarlas un poco en agua para que se ablandaran y ponerlas vía vaginal. Qué cosas!


(Medicación utilizada en mi 6ª IAD)

Para el último control todo había ido genial. En el ovario de la trompa derecha seguían siendo muy pequeños y en el ovario de la trompa izquierda se habían desarrollado bien 2 de 18-20mm, el otro se había quedado en 14mm. Y el endometrio estaba en 10mm! Gracias a la viagra!!! Esa noche tenía que pincharme el Ovitrelle y volver dos días después para la inseminación!
 

La inseminación podreció como la anterior. Con total normalidad. Después me hizo una eco para controlar cómo estaba. El endometrio estaba perfecto, grande. Y esta vez sí había ovulado, además no sólo los 2 folículos grandes del ovario izquierdo, sino también el pequeño. Es lo que me comentó la otra vez de la ovulación en cadena, que cuando un folículo está listo para ovular y lo hace, suele arrastrar a los demás aunque sean aún pequeños. La enfermera estaba asustada porque decía que a ver si iba a tener trillizos! Aunque yo estaba ilusionada porque veía que había más posibilidades. Nunca había ido con más de 1 folículo en la trompa buena y esta vez eran 3! Pensé que quizás hasta serían mellizos. Tenía muchas esperanzas.

Me dio el informe de la inseminación, esta vez la muestra era de 6 millones. Debido al bioquímico de la otra vez y para reforzar mi cuerpo me dobló la Progesterona. Esta vez me tomaría 200mg por la mañana y 200mg por la noche. Me dieron el test de embarazo y las instrucciones de hacérmelo en 15 días. Le pregunté por el tema de las betas, ya que si me salía positivo quería hacérmela y quería saber qué valores eran normales para que un embarazo siguiera su curso. Me dijo que por regla general entre 75-100, que no quita que uno de menos no pueda evolucionar. Pero con uno de esos valores era éxito casi seguro.
 

Sin embargo, no tuve la oportunidad de poder comprobarlo porque 15 días después el test de embarazo había salido negativo. La verdad es que como os decía esta vez tenía muchas esperanzas, no sólo por haberlo conseguido ya una vez sino también por el hecho de haber ido con 3 folículos en la trompa buena, para mí fue el ciclo perfecto, con muy poco conseguí mucho. Pero no pudo ser. Ya no me planteé más IAD sino que quería ya pasar a FIV. Llamé a la clínica y conté lo que había pasado. La recepcionista estaba de acuerdo en que podría pasar a FIV. Me dió cita para el médico para que hablara con él sobre el tema y ponernos de acuerdo sobre cuando sería mejor empezar.
 

Después de estas 6 IAD pude comprobar la diferencia de proceder de un sitio a otro. Cada día me sorprendían más cosas. Sobre todo el hecho de ver que en los 3 intentos que hice en el privado mi endometrio siempre iba lento, digamos que era vago, y necesitaba ayuda extra para engrosar. Eso me hizo pensar que quizás, entre otras cosas, puede que mis 4 IAD en la SS no funcionasen por eso ya que, como os he comentado varias veces, allí nunca me miraron el estado del endometrio ni si había ovulado. Eso fue algo que siempre me quedará ahí pero que nunca podré saber a ciencia cierta.

10 comentarios:

  1. Como duele leer los negativos de alguien cuando los has tenido tú también, cundo sientes su tristeza, su dolor... Que duro todo, eh?
    Me alegra pensar en lo que queda de tu historia, que me muero por leer. Un beso enorme!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias! Sí que es duro, ya lo sabes. Supongo que yo siempre supe que era carne de FIV, algo en mí me lo decía, que no lo iba a tener fácil. Pero bueno, había que probar todas las opciones porque en este camino una nunca sabe. Un abrazo!

      Eliminar
  2. como te entiendo cariño, llevo seis en la ss y siempre tienes la duda esa de habré ovulado? y bueno encima que me entraron no me iba a quejar... las ultimas ya fueron por hacer tenia poca esperanza aunque siempre tienes la ilusión de que igual te puedes equivocar y llegue el milagrito... te he leido hace un ratito en twiter que ya sabes el sexo felicidades guapa me alegro mucho q estes feliz un besoooooo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias! Estoy súper feliz! A mí me pasaba un poco igual en la SS, es un rollo. Espero que lo hayas conseguido o estés a punto de ello!

      Eliminar
  3. la semana q viene tengo visita ya por lo privado y supongo que nos aconsejaran empezar fiv, ya espero que sea para enero o cosa así, tengo un poco de miedo de empezar el miedo ese de fracasar que me impide estar positiva y relajada, me obsesiono demasiado, lo que mas quiero es no estar nerviosa todo el dia arriba y abajo entre pinchazos controles de que salga todo bien siempre preocupada...y total para que luego no funcione y me lleve el chasco de nuevo... es muy fustrante...
    tengo ganas de seguir leyendote para ver que hay luz en este camino y confiar en que todo saldrá bien un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los nervios son muy normales! Y más cuando ya has pasado por tratamientos previos y han salido todos mal. Yo tenía muchas esperanzas puestas en la FIV y más porque los médicos siempre me daban porcentajes bastante altos, además que son muchos mayores que los de IA, pero claro... hay que tener en cuenta que no eres tú la que hace que pueda ir bien o mal, sino cómo reaccione tu cuerpo. Te deseo mucha suerte en esa visita, yo también imagino que será para enero porque en diciembre suelen cerrar los laboratorios y es muy ajustado, aunque no sé, depende de cuándo te baje la regla o si te tienen que hacer alguna prueba más... Ya me vas contando!

      Eliminar
  4. si guapa ya te cuento muchas gracias!

    ResponderEliminar
  5. Todo pasa por algo, aunque en el.momento no sepamos el porqué.
    Tú tienes a tu bebe pingüino contigo por las 6 IAD, sino tendrias a otro/a no me.cabe duda pero no seria pingüino, seria otro.


    Mamá de Lucía.
    :-p

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cariño! Muchísimas gracias por tu comentario, me ha hecho mucha ilusión, no sabía que me leías! Sí, yo también pienso que las cosas pasan por una razón y estoy feliz! Besitos para Lucía y su mamá!

      Eliminar
    2. De nada cariñet.
      Un besazo
      Muak

      Eliminar

¡Anímate a comentar! Me hará mucha ilusión leerte.